Una De Las Muchas Caras Del Amor Romántico

Bajo la idealización del amor romántico hay miles de violencias, nos han hecho creer que por amor una debe soportar y hacer de todo, pero ¿qué está pasando realmente bajo esa creencia? Quienes trabajamos en la prevención y detección de la trata de personas tenemos un concepto clave: “Cadenas invisibles”, estas palabras me parecen maravillosas para explicar la forma contemporánea de captación.

La trata de personas es un delito que ha existido desde el comienzo de la humanidad, la explotación e intercambio de personas era algo normalizado, se solía ver a la esclavitud como personas forzadas a realizar actividades de forma obligadas y mantenerlas con cadenas y violencia física, sin embargo, esto ha cambiado desde hace mucho, pero los medios y quienes de manera muy equivocada tocan el tema, siguen ilustrando a las víctimas de trata como personas con cadenas ¡y esto ya no es así! No de manera general.

Les llamamos cadenas invisibles porque ya no solemos ver a las personas con rastros de violencias o encadenadas. Las cadenas invisibles son las formas de coerción como la violencia psicológica, amenazas y chantajes (entre otras) que hacen que las víctimas de trata se sientan encadenadas a la personas victimarias – Las personas tratantes –. Una forma común de coerción es el amor romántico y las promesas de este.

Organismos nacionales e internacionales han documentado cómo las promesas de amor son formas de enganche que utilizan las personas tratantes para atraer, en su mayoría a mujeres, a la trata de personas. Se les hace creer que están enamorades de ellas y que van a cumplir todos sus sueños (tal cual nos lo han pintado en las películas de amor) se aprovechan de sus estos y de sus vulnerabilidades (algo que tenemos todas las personas) para lograr que se vayan con ellos, lo relevante de estas situaciones es que como no hay agresión física o captación sin consentimiento las víctimas de trata tardan mucho en asumirse como una porque las personas tratantes les hacen creer que ellas aceptaron y ahora, esa es la vida que les toca y no hay más por hacer.

¡Politizar el amor romántico es urgente! No solo por su relación con la trata de personas sino porque es el causante de múltiples formas de violencia de género y ejemplificar con este caso es poner sobre la mesa un poco del daño que está haciendo a la sociedad seguir vendiendo el amor incondicional como la única forma de amar.

Para conocer más sobre la trata de personas recomiendo seguir a @vocescem en todas sus redes sociales, organización que trabaja contra la esclavitud moderna.

Para reportar cualquier situación sospechosa de trata de personas, el Consejo Ciudadano poner a nuestra disposición una línea segura y anónima: 55 5533 – 5533.

Cuestionemos el amor romántico todos los días, en todos los espacios y no solo en el mes que la sociedad comercial nos ha impuesto. Sigamos construyendo una sociedad justa, que no se aproveche de nuestras vulnerabilidades.

Ella/She

Escribo para plasmar lo que me duele e indigna, deseo que todas las personas encuentren espacios de expresión dignos.

Soy una mujer mexicana y feminista, politóloga y administradora pública por la Universidad Iberoamericana, estoy convencida que caminar en colectivo es mejor.

Lucho contra la trata de personas y colaboro en espacios de exigencia de derechos humanos, me apasiona el proceso legislativo, la comunicación política y sueño con un país sin injusticia e impunidad.

“La resistencia no es sólo aguantar, sino construir algo nuevo”, vamos juntes. 🔥

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *