Debates antiderechos

El domingo 15 de septiembre se publicó desde las redes sociales del UADY MUN (Modelo de Naciones Unidas organizado por alumnos de la UADY) una lista de temas y la dinámica para un debate en la Preparatoria número 1. Entre esos temas están: “Aborto, derecho fundamental de la mujer”, “Implementación del matrimonio igualitario” y “El uso del término feminista en el género masculino”.

El problema con la elección de temas del comité organizador radica en los siguientes aspectos:

En el caso del matrimonio igualitario, es un tema que no está sujeto a debate. Entiendo que el contexto en el cual se intenta poner este tema como “debatible” es la negativa (en dos ocasiones) del Congreso de Yucatán. Sin embargo, al ser el matrimonio entre personas del mismo sexo un tema del que la Suprema Corte y otros Tribunales Internacionales se han pronunciado reconociendo este derecho, el debate únicamente tendría sentido con base en discursos estigmatizantes y reproductores de estereotipos en torno a la comunidad LGBT+.

Con respecto al planteamiento del tema “Aborto, derecho fundamental de la mujer” me parece que, desde el planteamiento del tema, hay un error. ¿Van a poner a debate algo que ya dan por sentado como un derecho humano y que, de hecho, la ONU ya reconoció como parte de los derechos sexuales y reproductivos? y aunque creo que tampoco es un tema sujeto a debate, es uno ya muy antiguo.

Por último, está: “El uso del término feminista en el género masculino”. Creo que es un tema que se abre a la opinión masculina y no debería, porque los hombres no debemos opinar sobre los cuerpos de las mujeres y decisiones que únicamente a ellas respectan. No es un tema sujeto a debate, es una cuestión de las mujeres feministas desde espacios dentro del feminismo que no nos corresponde decidir o incidir en un debate abierto a toda persona.

Me parece sumamente irresponsable lo que el comité organizador del UADY MUN está haciendo. El Congreso de Yucatán está fallando en su responsabilidad legislativa de garantizar este derecho a las parejas LGBT+ y esto no significa que exista un debate en la esfera pública. El matrimonio igualitario es un derecho que debe ser reconocido y por desgracia el UADY MUN está en otras palabras, planteando si las personas LGBT+ deben tener derechos.

Los debates claro que deben ser sobre temas que sean mediáticos, atractivos y polémicos, pero esto no significa que, en su elección, se deban reproducir discursos de odio hacia grupos en situación de vulnerabilidad. Para avalar los temas de un debate creo que es indispensable tener un mínimo conocimiento de los temas que se plantean para evitar caer en lo que el UADY MUN desafortunadamente hizo: la revictimización y reproducción de estereotipos de grupos en situación de vulnerabilidad que están en la lucha del reconocimiento de sus derechos.

La elección de estos temas debe llevarnos a reflexionar sobre qué cosas son debatibles y cuales no. Aunque vivamos en un estado -perdón que lo diga así-: panista y por consiguiente, mocho, no significa que esos temas con los que un porcentaje de la población discrepa por cuestiones “moralistas” y desde sus espacios religiosos, deban ser sujetos a debate porque estamos hablando de derechos humanos. Es un peligro que se abran estos espacios de “discusión” porque en realidad lo que hacen es avalar discursos de odio y seguir haciendo de nuestros espacios, lugares inseguros para los grupos en situación de vulnerabilidad y un estado antiderechos.

El Congreso de Yucatán erró y está violando derechos humanos. Nosotras y nosotros como estudiantes de cualquier nivel educativo no podemos caer en el “juego” del Congreso de creer que existe un debate en torno al matrimonio igualitario. No nos pueden hacer creer que las personas LGBT+ son ciudadanas y ciudadanos de segunda y que garantizar sus derechos es parte de un debate universitario. Por el contrario, invito a todo lector y lectora, pero en especial al comité organizador del UADY MUN a participar y asistir a la convocatorio de protesta  pacífica contra la discriminación del Congreso y la invisibilización del gobierno de Yucatán a la comunidad LGBT+ el sábado 21 de septiembre a las 6:30 pm en Mejorada.Por último, lamento la decisión del comité organizador del UADY MUN en mantener los temas del debate a pesar del acercamiento que tuvieron conmigo, aunque aparentaron haber comprendido el error cometido, no dimensionan las consecuencias de sus acciones como plataforma estudiantil que son.

Fondea el contenido joven

YucaPost es un proyecto autogestivo y sin fines de lucro. No recibimos patrocinios privados ni fondos públicos, pero tú puedes ayudarnos suscribiéndote a nuestro Patreon o haciendo una donación por PayPal. Tu apoyo será destinado exclusivamente a pagar costos de dominio, mantenimiento y alojamiento.

Tengo 23 años y estudio derecho. Escribo de lo que me transita desde los derechos humanos. Me interesan los temas de justicia distributiva, políticas públicas y derechos de las personas LGBT+. Lo más importante para mí en este blog, es ofrecer un espacio seguro para todas las personas históricamente discriminadas a las que nunca nos han escuchado.

Considero que es importante cuestionar todo desde el aprendizaje empático y en compañía de una taza de café.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *