The Blame Game: Edición de los Cleveland Browns

Con el término de la sexta semana de la temporada, es tiempo otra vez de decidir quién es el culpable por el último traspié de los Browns de Cleveland, una pérdida de 32-28 contra los Seahawks de Seattle, en donde comenzaron con una ventaja de 20-6 antes de cometer 4 pérdidas de balón y caer a un récord de 2-4 en la que se suponía sería la temporada de mayor progreso para la franquicia de Cleveland.

Existen tantas posibilidades en esta cuestión que casi se podría elegir uno por cada día de la semana.

  • El primero siendo Baker Mayfield. Tiró tres intercepciones el Domingo dándole un total de 11 en lo que va de la temporada (un récord de la liga para el año). También es engreído y arrogante, según gente como algunos comentaristas y Richard Sherman.
  • Otra opción es culpar a Freddie Kitchens y a sus jefes. Los Browns permitieron un punt bloqueado. Cometieron muchas [faltas] y han sido penalizados 57 veces para un total de 506 inaceptables yardas en lo que va de la temporada. Tal vez promover al pequeño asistente que sobrevivió la tormenta “Hue Jackson-Todd Haley” hasta head coach no fue la mejor idea.
  • En la opción número tres tenemos a los árbitros. Hicieron algunas [calls] cuestionables en el juego del Domingo. Y, eso pasa en todos los partidos hoy en día, pero eso no es lo que preocupa cuando estamos intentando encontrar a quién culpar, sino que Mayfield se quejó públicamente de ellos después del partido, lo que me hace sugerirte que regreses al punto número uno y te concentres en ese.
  • Número cuatro es echarle la culpa a la línea ofensiva (son buenos chivos expiatorios), los receptores continúan echando a perder pases en la zona roja.
  • Si ninguno de los anteriores te satisface aún, échale la culpa a las expectativas. ¡Los Browns todavía están bajo reconstrucción! No se supone que deban ser buenos este año, esto es exactamente lo que esperábamos después de hablar sin cesar de los Browns por seis meses.
  • Por último, echémosle la culpa a Odell Beckham Jr (OBJ). por dejar caer un pase importante el Domingo, y por haberse enredado con su defensor en una de las intercepciones de Mayfield.

La razón por la que este ejercicio funciona tan bien es porque cada uno de estos puntos tiene algo de culpa.

Mayfield está jugando mal, en parte porque aparentemente no aprendió bien las cosas básicas, porque su protección es mala y por último porque sus receptores convierten pases ligeramente malos en intercepciones a causa de desvíos. OBJ no ha sido el creador de diferencias que la gente pensaba que iba a ser y nadie en la organización parece estar manejando bien la presión, lo que solamente intensifica la presión porque tipos como Baker Mayfield y Odell Beckham no pueden evitar llamar la atención.

Vía: Cleveland.com

La única manera en la que los Browns mejoren, es si dejan de ser interesantes.

Los Browns podrían utilizar el tiempo bajo las sombras para enfocarse de nueva cuenta en las situaciones básicas del football y en encontrar maneras de explotar las cosas que hacen bien. Pueden aprender a jugar juntos y empezar a crear una base sólida para el futuro, el paso que este joven equipo y staff de entrenadores se saltaron.

Los Browns se pueden beneficiar de un par de semanas en donde asignar culpas por las derrotas no sea la cosa más interesante de la cual hablar en la NFL, porque si no pueden dejar de hacer eso, en el futuro cercano no tendrán que preocuparse por la atención ni por las altas expectativas, nadie se fija en un equipo perdedor.

Fondea el contenido joven

YucaPost es un proyecto autogestivo y sin fines de lucro. No recibimos patrocinios privados ni fondos públicos, pero tú puedes ayudarnos suscribiéndote a nuestro Patreon o haciendo una donación por PayPal. Tu apoyo será destinado exclusivamente a pagar costos de dominio, mantenimiento y alojamiento.

¡Hola! Soy Sabrina y soy yucateca, pero vivo en la Bay Area de California. Me encantan los deportes y es una de mis mayores pasiones, además de la comida, la música y el teatro. Mi amor al Bay Area se ha trasladado a los deportes, soy fan de los Giants, los Warriors y los 49ers y en un futuro me encantaría trabajar al rededor de ellos. En mi tiempo libre me encanta estar con mi familia, divertirme con mis amigos y si estas dos están acompañadas de vino o cerveza, mejor. Me encanta hacer periodismo deportivo, y ver (y escuchar) teatro musical 24/7.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *